Logotipo

Vino de Calidad de Cangas

Situación
Imagen de la región

Esta DOP se encuentra en el Principado de Asturias, aunque parece que Asturias no ha tenido vino, resulta que se conocen allí cultivos de viñedo desde el siglo IX y gracias a los monasterios se extendió su cultivo. En el siglo XIX tenía cierta repercusión el vino de Cangas y se nombran en algunos escritos como agradable y sabroso. Pero como otras tantas zonas, la filoxera acabo con gran parte del viñedo, y el viñedo que se salvó o se consiguió reconvertir, quedo muy abandonado debido al auge de la minería.

A partir del año 2000 y gracias primero a darle la protección de Vino de la Tierra de Cangas,  un grupo de 7 bodegas han conseguido revitalizar el viñedo y los vinos de la zona, todos ellos dentro del paraguas de la Denominación de Origen que se creó en el 2008, y  aprovechándose de variedades autóctonas y un clima muy peculiar que le permite diferenciar sus vinos y aportar una personalidad distinta.

Toda la DOP está situada en el Principado de Asturias y están adscritos los municipios de:

Allande, Cangas de Narcea, Degaña, Grandas de Salime, Ibias, Illano y Pesoz, asi como las parroquias pertenecientes a Tineo de  Arganza, Barca, Genestaza, Merilles, Ponte, Rodical, Santianes, Sorriba y Tuña.

Las uvas permitidas en esta DOP son:

Tintas: Albarín Tinto, Carrasquín, Garnacha Tintorera, Mencia, Merlot, Pinot Noir, Syrah y Verdejo Negro.

Blancas: Albarín Blanco, Albillo Mayor, Godello, Gewürztraminer, Moscatel de Grano Menudo y Picapoll Blanco o Extra. La variedad preferente es la Albarín Blanco.

 

Los tipos de vinos que se pueden elaborar bajo la IGP son vinos blancos y  tintos.

Esta DOP tiene restricciones de cultivo, elaboración, de crianza y de utilización de variedades, así que pasamos a detallar alguna de ellas.

Todos los vino de Cangas tienen que ser embotellados en recipientes de vidrio a excepción de los de 1 litro de capacidad que no están permitidos.

Respecto a la crianza:

 “Roble”. – Son los vinos obtenidos según las definiciones anteriores que han permanecido en recipiente de roble de capacidad no superior a 600 litros, por un periodo no inferior a 45 días en para los vinos blancos y no inferior a 90 días para los tintos.

Noble”. – Son los vinos obtenidos según las definiciones anteriores que han sido sometidos un periodo mínimo de 18 meses de envejecimiento, de los cuales ha permanecido en barrica de roble de capacidad no superior a 600 litros por un periodo mínimo de 6 meses, y el resto del tiempo en botella de vidrio.

Añejo”. – Son los vinos obtenidos según las definiciones anteriores que han sido sometidos un periodo mínimo de 24 meses de envejecimiento, de los cuales ha permanecido en barrica de roble de capacidad no superior a 600 litros por un periodo mínimo de 10 meses, y el resto del tiempo en botella de vidrio.

Viejo”. – Son los vinos obtenidos según las definiciones anteriores que han sido sometidos un periodo mínimo de 36 meses de envejecimiento, de los cuales ha permanecido en barrica de roble de capacidad no superior a 600 litros por un periodo mínimo de 18 meses, y el resto del tiempo en botella de vidrio.

El término «Crianza», se utilizará si el período de envejecimiento no es  inferior a dos años naturales, en el caso de los tintos y 18 meses en el caso de los blancos, contados a partir del 1 de noviembre del año de vendimia, de los cuales seis meses, como mínimo, lo será en barrica de roble de capacidad máxima de 330 litros.

Para la indicación del término «Reserva»:

Vinos blancos: Crianza en barricas de roble y botella durante un período total de veinticuatro meses como mínimo, contados a partir del 1 de noviembre del año de vendimia, con una duración mínima de crianza de seis meses en barrica de roble de capacidad máxima de 330 litros.

Vinos tintos: Crianza en barrica de roble y botella durante un periodo total de treinta y seis meses como mínimo, contados a partir del 1 de noviembre del año de vendimia, con una duración mínima de doce meses en barrica de roble de capacidad máxima de 330 litros.

Para la indicación del término «Gran Reserva»:

Vinos blancos: Crianza en barrica de roble y botella durante un período total de cuarenta y ocho meses, como mínimo, contados a partir del 1 de noviembre del año de vendimia, con una duración mínima de crianza de seis meses en barrica de roble de capacidad máxima de 330 litros y en botella el resto de dicho periodo.

- Vinos tintos: Crianza en barrica de roble y botella durante un período total de sesenta meses, contados a partir del 1 de noviembre del año de vendimia, con una duración mínima de crianza de dieciocho meses en barrica de roble de capacidad máxima de 330 litros, seguida y completada de un envejecimiento en botella.

Para la indicación del término «Fermentado En Barrica»:

- Podrá ser utilizada en aquellos vinos cuya fermentación y transformación mosto-vino sea realizada en barricas de madera de roble con capacidad máxima de 330 litros, permaneciendo en las mismas durante un periodo no inferior a tres meses.